in ,

Honran a las víctimas

Un familiar de una víctima coloca una banderita de Estados Unidos en una de las piscinas reflectantes de la “zona cero”

EE.UU. recuerda a cada uno de los fallecidos del 11-S

NUEVA YORK (EFE).— Estados Unidos conmemoró ayer el vigésimo aniversario del atentado contra las Torres Gemelas —además del perpetrado contra el Pentágono y un tercero frustrado en Pensilvania—, que cambiaron la historia contemporánea, llevaron al país a una era de intervencionismo exterior y obligaron a extremar las medidas de seguridad en todo el mundo.

Como en años anteriores, el acto estuvo dedicado a recordar a las casi 3,000 personas que fallecieron en el atentado contra las dos torres, cuyos nombres fueron citados uno por uno —durante tres horas— por varios familiares que aprovecharon para lanzar mensajes de recuerdo y cariño, coronados casi todos por un “Dios salve a Estados Unidos”.

Los familiares, muchos de ellos portando una rosa roja o ramos de flores, habían llegado a la zona del homenaje por un acceso especial, mientras que periodistas llegados de todo el mundo cubrían el acto desde una zona separada.

A las 09:59 hora local, marcando el instante en que la primera torre se derrumbó, repicaron las campanas tanto en el Museo Nacional del 11-S, vecino a la Zona Cero, como en distintas iglesias y puntos de la ciudad.

En los alrededores de la Zona Cero se agolparon muchas personas que no pudieron acceder, con camisetas conmemorativas del 11-S o banderas estadounidenses, y que en los primeros momentos también se unieron desde las calles a los momentos de silencio, con la mano en el corazón.

Sin embargo, la solemnidad pronto se rompió, cuando ciudadanos que portaban pancartas pidiendo al gobierno desclasificar información sobre lo sucedido el 11-S o adeptos a alguna teoría conspiracionista fueron encarados a gritos por otros que les recriminaron por buscar protagonismo en el día de las víctimas.

 

De un vistazo

Pentágono y Pensilvania

También se realizaron ceremonias conmemorativas del 20 aniversario en los otros dos lugares donde los conspiradores del 11-S estrellaron sus aviones secuestrados: el Pentágono y un campo cerca de Shanksville, en Pensilvania.

Síguenos en Google News, da clic AQUÍ .

Rapero mexicano se coloca cadenas de oro como cabello

Rapero mexicano se implanta cadenas de oro como cabello (fotos)

Homilía XXIV Domingo del Tiempo Ordinario